Venezuela

Venezuela ante la OEA: "No tenemos crisis humanitaria ni presos políticos"

Venezuela ante la OEA:

Venezuela acusó hoy a los miembros de la OEA de estar obsesionados con su país, de echar "gasolina a la candela" en lugar de llamar al diálogo a la paz y de hacer un "uso político y selectivo" del tema de derechos humanos en la Asamblea General.

Rodríguez, quien anunció el martes que su país no participaría más en una Asamblea General, se presentó en la tercera sesión plenaria para criticar la decisión de la Comisión General, que decidió no elevar al pleno las diez resoluciones presentadas por su país.

En una rueda de prensa, Sullivan resaltó que ese "grupo de contacto" estaría formado por "países amigos que ayudarán a resolver resolver la crisis en Venezuela" sin intervencionismo alguno.

El grupo liderado por México mantuvo reuniones tanto anoche como esta mañana a primera hora para tratar de que la Asamblea General de Cancún, que termina mañana, no se cierre sin un gran acuerdo regional con propuestas sobre la crisis venezolana.

"Este es un momento de desafío para la OEA, para demostrar su relevancia, su compromiso con la Carta (Democrática), de hacer lo correcto por el pueblo de Venezuela, no es intervenir en Venezuela, es dar un modesto paso", dijo en la plenaria John S. Sullivan, subsecretario de Estado estadounidense.

Canadá apoyó las declaraciones de Perú y Rodríguez instó a ese país a que "deje de dar apoyo logístico a los violentos", en referencia a las manifestaciones que han dejado 74 muertos y más de 1.300 heridos desde principios de abril.

"¿A qué llaman a Venezuela? ¿A la guerra?", cuestionó Rodríguez quien también dijo estar dispuesta a responder a todos los ministros que mencionen a su país.

Consideró importante el respeto y aplicación de la Carta Democrática Interamericana para garantizar una salida a la crisis de Venezuela.

El proyecto instaba al presidente Maduro a reconsiderar su convocatoria a una Asamblea Constituyente, a garantizar el respeto a los derechos humanos y a entablar un diálogo con la oposición facilitado por un grupo de países.

"El proceso continúa, la Asamblea General de la OEA continúa y es posible que este tema (Venezuela) pueda ser abordado nuevamente en los próximos dos días", dijo Videgaray a Radio Fórmula previo al inicio de los trabajos.

Afirmó que la condena internacional es unánime, pero los gobiernos aliados de Maduro han impedido una sanción mayor, sin embargo aseguró que los 20 votos alcanzados en la asamblea de la OEA es una condena en contra de lo que está sucediendo en ese país.

"La OEA debe lanzar un ultimátum a Venezuela, que se le haga ver que es considerada como una dictadura y que se expone a ser aislada y ser tratada como un paria", advirtió Vivanco.